23 January 2017 23:58 PM



Comprando videojuegos retro en Corea: Game Boy Advance SP y Dragon Ball

Aprovechando mi viaje de mayo por Seúl, me acerqué hasta el mercado de electrónica de Yongsan para ver qué tenían en videojuegos retro. Ya en mi viaje del año pasado por Osaka y Kioto había aprovechado para comprarme una Game Boy pocket y algunos juegos (en el enlace puedes ver la Game Boy y los juegos que me compré), así que en este viaje quería o comprar más juegos o comprar alguna otra videoconsola. Mi Megadrive y mi Game Boy original se quedaron en España a la espera de que en algún momento me las pueda traer.

En Corea el mundo de los videojuegos retro (y podríamos decir que de los videojuegos en general) no tiene nada que ver con Japón que es el origen de todo. En Corea a lo que más se juega es a videojuegos de ordenador, especialmente online y más especialmente al Starcraft que cuenta con programas de TV dedicados exclusivamente a partidas multijugador y por equipos. Es todo un mundo aparte y del que hablaré llegado el caso.

Pero a mí lo que me interesan son los juegos retro, porque como ya dije en mi entrada sobre Game Boy, me devuelven por unos momentos a mi infancia. No soy coleccionista ni tengo intención de gastarme mucho dinero en esto, ya que lo tengo como una diversión para los ratos del estrés y la nostalgia, pero sí que quiero comprarme algunas consolas y sobre todo algunos juegos concretos que pasaron alguna vez por mis manos y que ahora puedo comprar sin tener que pedírselo a mis padres o a "los Reyes Magos".

Hasta no hace mucho, el mundo de los videojuegos retro parecía algo olvidado, cosa de frikis que disfrutan en una decena de bits -si llega-, pero parece que en los últimos tiempos todo el mundo se está subiendo al tren de una moda y lo único que hace es encarecer los precios cada vez más. Para la gente a la que nos gustan los videojuegos antiguos, esto es lo peor que puede pasar, que algo en teoría casi marginal y anecdótico acabe convirtiéndose en moda y haga subir los precios de forma desmesurada. De momento yo ya lo estoy notando, y gente más metida en este mundo como el amigo David de Creativo en Japón, ya hace tiempo que lo están comentando. Así que en mi próximo viaje a Japón voy a intentar hacerme con juegos que me gustan antes de que sea económicamente demasiado tarde.

Así que por querer comprarme videojuegos retro fui al mercado de electrónica de Yongsan en Seúl, uno de los pocos sitios en Corea donde se pueden comprar físicamente juegos retro (en Corea mucho se compra online). Como podéis ver por las fotografías, acabé comprándome una Game Boy Advance Sp y el juego Dragon Ball Advance en coreano. Esta videoconsola salió a la venta hace once años, en 2004 y a mí ya me pilló crecidito por lo que no la incluiría en la categoría de "retro" que me lleva a la infancia. La compré porque en la Gambe Boy Advance Sp también se pueden jugar a los juegos de la Game Boy original y después de hacer la prueba debo decir que mejoran muchísimo y se ven mucho más grandes. Además, al tener cargador de batería no necesita pilas, algo de lo que me alegro, es muy manejable y al poder cerrarse protege su pantalla mucho mejor. Ideal para llevármela a algún viaje largo en autobús. El único problema es que tengo que comprar un adaptador especial para los auriculares ya que la salida de la Game Boy Advance Sp no es la convencional. La videoconsola es de segunda mano y venía en caja con cargador y libro de instrucciones en japonés. Me costó 30.000W, unos 3.000 Y. Un poco caro porque por bastante menos había visto la misma videoconsola en Osaka, pero en mayo de 2015 pensaba que no iba a volver a Japón así que me la compré sin pensarlo demasiado.

Junto con la consola me compré el Dragon Ball Advance en coreano, y nuevo, por 30.000W también, pero este juego lo quería sí o sí y en coreano ya que mi japonés es 0 ahora mismo. Para los precios que se manejan en Corea podemos decir que entra dentro de lo normal, y que es incluso barato al tratarse de un juego completamente nuevo.

El mundo de las videoconsolas en Corea es bastante especial debido a la restricción que hubo tras la Segunda Guerra Mundial de impedir importaciones de Japón, de esto hablaré en una entrada aparte. Pero es la explicación por la que estando tan cerca de Japón, en Corea apenas haya mercado y los precios no sean tan económicos como en el país vecino. 

En mi opinión, comprar videojuegos en Corea no es muy recomendable a no ser que encuentres algún chollo o no tengas intención de ir a Japón. Lo mejor es tener una idea de precios de las tiendas de Japón y a partir de ahí comparar con los precios de Corea. Si eres alguien que como yo, suele viajar bastante a Japón, en ese caso y salvo excepciones, quizás salga más a cuenta esperarse a ver qué ofrece el país nipón ya que sólo por cantidad los precios están más rebajados. También está la opción de comprar por Amazon, por supuesto, pero es que a mí estas cosas me gusta verlas, normalmente, in situ.

  • Título: Comprando videojuegos retro en Corea: Game Boy Advance SP y Dragon Ball
  • Escrito por:
  • Fecha: 19 Septiembre 2015
  • Comentarios

1 Comentarios

  1. Imagen de Sergio Andrés
    Sergio Andrés (no verificado)Septiembre 19, 2015 10:22 AM

    Pues yo me compré hace casi 3 años una GBA SP de segunda mano, sin caja y manual (con cargador, obvio) por $100.000 pesos colombianos (cerca de 40.000 wons surcoreanos)y unos pocos cartuchos por casi el doble de la consola original. Una lástima porque pensé que se podían conseguir juegos y consolas por precios más asequibles en Corea.

    La verdad para darse esos gustos hay que tener plata, y para tener episodios de nostalgia los emuladores y los roms son gratuitos.

Dejar comentario en Google +

Top