23 February 2017 13:59 PM


Aerang y los penes de Samcheok

Cuenta la leyenda que hace más de 500 años, en el pueblo pesquero de Sinnam, cerca de Samcheok, vivía una joven pareja. Un chico soltero llamado Deokbae y una chica virgen llamada Aerang. Ambos estaban prometidos e iban a casarse. Un día, salieron juntos a la mar para pescar. Deokbae dejó a Aerang en una roca para que recogiera algas mientras él iba a pescar con la intención de volver luego a por ella. Sin embargo, el tiempo cambió repentinamente y se produjo una tormenta con fuertes olas. Areang murió ahogada, y Deokbae no pudo salvarla.
 

imagen provisional prestada del blog de Daum kboy72

Al cabo de un tiempo, los pescadores del pueblo de Sinnam vieron que no podían pescar peces. Un día, un pescador sacó su pene y se puso a orinar frente al mar. Curiosamente, después de eso, su pesca mejoró notablemente. Tras este suceso llegó a la conclusión de que no podían pescar porque el espíritu de Aerang ahuyentaba a los peces, ya que su alma estaba frustrada sexualmente. En cambio, si mostraba su pene, la frustración del espíritu de Aerang disminuía y la pesca mejoraba. Desde ese día, los pescadores mostraron sus penes al mar antes de salir a pescar, y así mejoraron considerablemente su captura.

 

 

imagen provisional del Flickr de babomike

Por eso, en esta zona de Samcheok hay un parque llamado Haesindang que está lleno de esculturas con forma de pene. Es el famoso parque de penes de Samcheok o parque Haesidang.

Este parque lo conocí en 2009 cuando una lectora del blog que había ido a Samcheok me habló de él. Desde entonces siempre tuve interés en ir al parque, pero no había tenido la oportunidad de acercarme. En teoría íbamos a ir a finales de agosto, pero un cambio de planes a última hora nos alejó de este destino. Pensé que tardaría mucho tiempo en poder ir y poder escribir sobre esta leyenda en el blog.

Curiosamente, en Gyeongju, que es el lugar donde finalmente fuimos, visitamos un museo un tanto peculiar: el Love Castle Sex Museum. Un museo dedicado al sexo, en el cual me encontré explicada esta leyenda de Aerang y donde habían esculpido un pequeño "bosque fálico" en su honor.

Así pues, el destino me llevó finalmente a escribir sobre la leyenda de Aerang y espero que, próximamente, pueda visitar Samcheok y el parque de penes de Haesindang, uno de los lugares más curiosos de Corea.

 

  • Comentarios

0 Comentarios

Top